"ES MOMENTO DE CONTARTE
LO QUE MI ABUELO
ME CONTÓ A MÍ"

Para crear este concepto de turismo, primero nos tuvimos que preguntar si aquellos que venían a visitar nuestro pueblo realmente tenían forma de descubrir el alma de la Tierra de Pinares. Es entonces cuando nos damos cuenta de que estábamos perdiendo la oportunidad de contar nuestra historia como pueblo. Como anfitrión de curiosos. Visitar estos parajes está bien.

Pero ¿Y si alguien de aquí te contase su historia?

Así nace la Ruta del Juglar Castizo.

Deciros que detrás de este proyecto trabajamos cuatro jóvenes caucenses es contaros una verdad a medias. Digamos que el contenido de esta ruta, las anécdotas, historias y tradiciones que vas a descubrir en tu visita a Coca, es patrimonio del pueblo.

De nuestros padres y madres. De la buena memoria del abuelo César, de las fotos de la abuela Flores, de los mejores refranes de la abuela Julinda.


Queremos que te lleves la sabiduría de nuestros abuelos, la magia de la historia que nos precede y el abrazo de unos anfitriones orgullosos de poder enseñar su pequeño y genuino territorio rural.